Sign up with your email address to be the first to know about new products, VIP offers, blog features & more.

De qué depende el color de los ojos

14

¿Por qué tus ojos son de ese color?

¿Sabías que no hay dos ojos con idénticos patrones del iris? Nadie tiene tu mismo color de ojos, ¡es único! Es más, si miras de cerca tus ojos, verás que el iris no es de un color exacto y que incluso es diferente entre ambos ojos.

 

¿Cómo se determina el color de ojos de cada persona?

Existe la creencia de que el color de ojos resulta de una mezcla de los colores de los padres, pero no es así. El color de los ojos no es tan simple de predecir, ya que la transmisión de los rasgos genéticos forma un proceso mucho más complejo. Por esta razón, hay muchos casos en que padres con ojos azules tienen un hijo de ojos marrones.

El color de ojos viene determinado genéticamente, nuestro ADN define este color. El azar también juega un papel importante, ya que los surcos, fisuras y marcas que se observan en el iris surgen aleatoriamente durante el desarrollo fetal en el vientre materno.

Las investigaciones científicas han permitido conocer los genes que determinan los colores de ojos más comunes, como el marrón o el azul, aunque todavía se está estudiando el origen de tonos diferenciadores, gris azulado, violeta y otras combinaciones.

 

¿Por qué cada persona tiene un color de ojos diferente?

El color de tus ojos depende de la cantidad y distribución de la melanina en tu iris. Esta es la razón por la que los bebés tienen los ojos claros al nacer: sus células productoras de melanina son inmaduras y producen poca cantidad. A medida que transcurren los meses, la producción de melanina aumenta y progresivamente se oscurecen sus ojos, piel y pelo.

Los ojos marrones son el color de ojos más común en el mundo. Presentan grandes cantidades de melanina en la parte anterior del iris, al contrario que los ojos claros azules que contienen menos cantidad. Todas las personas de ojos azules tienen un rasgo genético específico afín (se ha demostrado que comparten un ancestro común). Este color de ojos es el resultado de la mutación genética de su antepasado.

Aunque nos parezca que tenemos el mismo color de ojos de otra persona, la cantidad de melanina y su distribución en el iris es única en cada uno, incluso se puede dar el caso de que una persona tenga cada iris de un color diferente. Este fenómeno se denomina heterocromía y puede presentarse al nacer o desarrollarse más adelante.

 

El color de ojos

¿De qué color son los ojos azules?

Aunque la pregunta suene a la clásica adivinanza “de qué color es el caballo blanco de Santiago”, en este caso no hay trampa alguna.

Mientras que el color de los ojos marrones procede del pigmento correspondiente, a mucha gente le sorprende descubrir que los ojos azules no tienen pigmento azul en ellos. La expresión “tiene los ojos azules como el cielo” no puede ser más correcta, porque al igual que ocurre en el cielo, el azul de los ojos se debe a la forma en la que dispersan la luz, al conocido como efecto Willis-Tyndall.

La parte coloreada del ojo, el iris, está compuesta por varias capas. La posterior, en casi todas las personas, contiene pigmento “café” que absorbe la luz; pero en la capa anterior, hay menos pigmento, se absorben la longitudes de onda más largas de la luz que ingresa, y se reflejan las de onda más corta coloreando al iris de forma azulada.